lunes, 22 de agosto de 2011

Crónicas fantasmas a la luz de una vela - Nadie se salva solo


Cuando escriban la vida los buenos, al final vencedores
se sabrá que no usamos veneno como aroma de flores
Silvio Rodriguez


Mientras que en la radio municipal los locutores festejan la crisis internacional porque eso hace que aumente el oro, con un absoluto desprecio por el hecho de que el mundo esté en crisis (eso significa hambre, desocupación, miseria), con el pensamiento de que eso beneficia a nuestro pueblo (como si viviéramos en una burbuja);otros trabajan, ponen su voluntad y su esfuerzo en construir un mundo solidario, generoso, un mundo para todos, conociendo esa verdad -grande como una casa para todos- de que nadie se salva solo.
El sábado a la tarde la Asociación de Artesanos y Manualeros Wendeunk del arte organizaron un festejo en ocasión del día del niño. Para realizar este evento juntaron fondos a través de la venta de un bono contribución, además de recibir donaciones varias de los comercios (a los que hay que agradecer su buena predisposición siempre). Pero creo que la asistencia del sábado superó lo esperado por los amigos artesanos. Más de cuatrocientos niños y otro tanto de padres, abuelos, tíos y/o padrinos colmaron las instalaciones del salón de usos múltiples municipal. Una bella sorpresa con suelta de globos, música y payasos los recibió. Nos recibió a todos. El Grupo La comunidad de los abrazos nos colamos a hacer nuestra primer intervención, bajo el lema de que cambiar la realidad, aunque sea un poquito, es demostrar que la realidad es transformable. Un grupo de chicos entre 11 y 16 años estuvieron regalando abrazos entre los niños y papís, con la sola intención de demostrar que todos, todos necesitamos un abrazo. El grupo de artesanos y manualeros les obsequiaron chocolate caliente, factura, premios, demostrando que hacen honor a su nombre (wendeunk significa espíritu bueno).
De eso quería hablar hoy con ustedes, de las dos caras de la moneda. De los que no pueden mover un dedo si no es pensando en el beneficio económico, a costa muchas veces del sufrimiento de los demás; y su contracara, la gente de wendeunk, que sólo buscan la sonrisa de un niño, esas cosas mágicas que no se pagan ni con todo el oro del mundo. A ellos, todos, y a mis pequeños abrazadores, felicitaciones y gracias, gracias por demostrar que un mundo mejor es posible

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada